lunes, 21 de abril de 2014

ORUGAS DE SEDA

Tenemos nuevos amiguitos en clase, unas orugas de seda que me ha dado una antigua compañera de Alcazar (¡gracias Ana!).

Normalmente se les llama "gusanos de seda", pero se lo he explicado a los niños:
    - Los gusanos siempre son gusanos
    - Las orugas se transformarán en mariposa.
Así que nuestros amiguitos son ORUGAS, pues después de varias semanas de comer y comer y comer hojas de morera (como en el cuento de "La oruga glotona"), se meterán en un capullo de seda y luego saldrán las mariposas blancas.



Es un experimento de observación muy bonito para los niños, para ver el paso del tiempo, la trasformación de las cosas, la secuencia del nacimiento, la vida y la muerte...
Las veremos crecer día a día, las daremos de comer, las cuidaremos bien y hasta las tocaremos (son totalmente inofensivas y limpias).

2 comentarios:

  1. Qué experimento tan bonito!!! Seguro que disfrutan muchísimo viéndolo (y tocándolo!)

    ResponderEliminar
  2. Les va a encantar SEGURO. Y cuánto van a aprender!. Otro milagro de la naturaleza!!!

    ResponderEliminar